Arquitectura de diseño. Gasolineras rompiendo con los esquemas tradicionales.

Hace ya un tiempo se construyo en Madrid la primera gasolinera "de autor" como llamaban sus autores a la misma. El estudio formado por Belén Moneo y Jeff Brock  diseñaron y construyeron la gasolinera por iniciativa de un empresario privado en la autopista A-1 a la altura de la localidad madrileña de San Agustín de Guadalix.


La gasolinera con unas cubiertas de aspecto ligero y flotante, están diseñado tratando de imitar las formas curvas de los pájaros al volar. "Las cubiertas se perciben desde lejos como pájaros o nubes en el horizonte, entre el cielo y la tierra. Nuestro proyecto es llamativo, pero también responsable y respetuoso con el entorno". El resto del conjunto que forma la estación de servicio esta resuelto con un muro cortina de vidrio que permite observar el paisaje dela sierra madrileña.

Es curioso como este proyecto se hizo bastante famosos, precisamente por lo innovador no tanto en el diseño de la misma, sino por ser algo inusual en el mundo del diseño. En España las gasolineras siguen un patrón definido por la compañía que las gestiona, así no solo las reconocemos gracias al anagrama si no también a que suelen tener los colores corporativos y las formas de cada compañía, como los enormes paraguas de las gasolineras de Repsol diseñados por Norman Foster inspirados (por no usar otra palabra) de la obra de Candela.

Lo cierto es que hablamos de un mundo que ha sido muy poco explorado, investigado y explotado, por lo menos en España. Con la cantidad de gasolineras que inundan nuestras carreteras, sería una oportunidad increíble para poder experimentar con nuevos diseños. Es curioso pero los mismos autores de la gasolinera de Madrid comentaban que en EEUU por ejemplo si que era algo más común.

Se ve que no solo en EEUU, también en otros países de Europa se trabaja en el diseño de las estaciones de servicio. Para muestra hoy os enseño dos proyectos del estudio belga ABSCIS Architecten que corresponden a sendas gasolineras.

La estación de Servicio de Heverlee, donde se diseño la gasolinera su espacio de servicio, una tienda y un restaurante, todo de forma que la huella que dejase la edificación no fuese muy impactante y se fundiese con el entrono de la mejor manera posible. Las fachadas están resueltas mediante una serie de columnas o pilares de hormigón blanco que se van entrecruzando entre si en un juego de luces y sombras acentuado por un muro cortina de vidrio serigrafiado con motivos vegetales.



La estación de Servicio de Saint Ghislain, se basaron e el paisaje que rodea la gasolinera y la carretera de acceso a la misma. Por lo visto es un camino rodeado de montones de pajas y cereales y además cuenta con los restos de antiguas canteras de minería por lo que es común encontrar montañas de minerales o restos apiñados en los laterales de la carretera. De ahí el diseño de ese piel de acero cortén de colores anaranjados en contraposición de los colores grises del recubrimiento general de la estación.



Como veis son dos gasolineras que cumplen perfectamente la misma misión habitual, pero que tienen dos diseños diametralmente opuestos. Y eso puede ser un aliciente más a la hora de elegir en que gasolinera para uno a la hora de realizar un viaje. Pudiendo elegir entre muchas gasolineras y siendo todas iguales quizás el diseño diferente de una de ellas haría que se escogiera esa en lugar de otra cualquiera de las demás.

¿Vosotros que opináis?





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...